jueves, 3 de noviembre de 2016

Los libros del mes de noviembre: "Azul, ¿otra hormiga negra?"


Reseña:
El libro comienza con un poema que resume toda la historia de Azul, una hormiga obrera que vive en un hormiguero al uso, con sus jerarquías, pero se diferencia con las demás en que le gusta pensar.
Así empieza todo, con Azul llamando la atención por sentir curiosidad y expresar sus sentimientos y un día, además, descubre que existen los colores, que no todo es blanco y negro.
La reina hormiga no puede permitir nada de eso y sentencia a Azul a morir. Pero con la ayuda de la cigarra Poema le queda mucha vida aún.
Es el primero de una colección de ocho libros, de los que hasta ahora hay cinco publicados. Cada uno individualmente cuenta una historia, y, todos juntos, una gran historia, la de la hormiga que descubre que existen los colores y decide contárselo al resto de las hormigas, para que no vivan en la ignorancia.
El mensaje general de toda la serie es el poder de la palabra frente a las dolorosas guerras, la libertad de pensamiento frente a marionetas de estado.
Son unos libros con mucho mensaje y que muestran muchos valores: amistad, libertad, perseverancia, igualdad, perseguir los sueños, muerte, superación personal. Una maravilla de libro recomendado de 7 a 99 años.
  
El autor:
Rafael R. Valcárcel es uno de los escritores peruanos más reconocidos en Latino América, un joven perteneciente a la generación de los escritores modernos quien nació el 26 de agosto de 1970 en la ciudad de Arequipa a tres horas del rio, el cual recuerda en casi todas de sus obras, en donde menciona la hermosa geografía de su ciudad natal.
Su infancia la paso en su ciudad natal y cursó sus estudios primarios y secundarios en el colegio central de Arequipa. Desde muy niño sintió un interés por crear historias, según cuenta en sus obras pasaba horas de la noche creando cuentos mágicos que le quitaban el sueño y que luego resumía a sus amigos en el colegio.
Cuando termina la secundaria, sus padres deciden enviarlo a Lima a estudiar una carrera universitaria, al principio sintió una inclinación por la carrera de administración e ingresa a la Universidad del Pacifico donde empieza a estudiar, pero solo bastarían unos años para darse cuenta que lo suyo era la creatividad, es así que se inclina por la publicidad, terminando su carrera luego de cinco años.
Su vida laboral la inicio bastante joven y su creatividad lo llevo a ser reconocido y admirado por las empresas más importantes en Lima.
Pero Rafael sentía que su vida no sólo se resumía en trabajar escribiendo historias o creando publicidades para marcas, el sentía que debía emplear esa creatividad para llevarle logros a su patria, así que decide viajar a España e iniciar una vida como literato, empieza a perfeccionar su estilo literario, seguir algunos cursos y empezar a esbozar toda su creatividad en sus obras. Es así que en el año del 2007 decide abandonar por completo la carrera de marketing y publicidad para iniciarse en el mundo de la literatura.
Rafael no se considera un escritor literario sino un creador de historias, basándose en una serie de géneros para plasmarlos. Ha escrito obras muy interesantes como “En su mundo de Maycol”, un cómic en donde se refleja un escenario social urbano y la influencia del extranjero en un país, generando así una diversidad un tanto incongruente que se deja ver desde el propio nombre del personaje Maycol.
Un tiempo después escribe “Era cibernética”, el cual es un poemario, una mente con varias voces, para el 2001 escribe “El Che Romero”, al igual que su primera obra es un cómic en donde hace referencia a un mundo material, poniendo como tema principal o personaje principal una lata de Coca Cola con vida, la cual la emplea a favor de sus ideas revolucionarias.
Una de sus obras de mayor interés es la escrita en el 2002 titulada ”Me gustas, y no me gustas poco, me gustas mucho”, es un poemario en donde el eje es la persona humana enfrentándose a un mundo ajeno, difícil y áspero.
Para el 2008 escribe “Otras palabras”, una obra narrativa, una serie de relatos que se presentan en realidades cotidianas, pero lo singular es la vida de cada uno de sus personajes, algo diferentes e interesantes. En esta obra ha incluido algo diferente, se ha ayudado de la tecnología ya que en el libro menciona una dirección web en la cual se refleja un video que complementa la obra.

La ilustradora:


Eugenia Nobati nació en 1968 en Buenos Aires, donde todavía vive. Desde que decidió dedicarse a esto, hace ya más de 12 años, ha ilustrado toda clase de cosas (raras y no tanto), pero especialmente libros para chicos, que para ella son los más divertidos. Durante estos últimos años ha publicado cerca de treinta títulos en Argentina, Puerto Rico, España, Inglaterra, Estados Unidos, entre otros países. 


AZUL

 
Rosa, amarillo, verde y morado;
si la vida los colores te ha mostrado,
alégrate porque eres afortunado.
Muchos de los que en este planeta viven
ni siquiera en sueños colores perciben,
solo son grises lo que sus ojos reviven.
Sí. Así es.
Hormigas y más ven como te he dicho,
y no te lo he dicho por mero capricho
sino para presentarte a un gran bicho.
Mi hormiga Azul que el color descubrió,
y por desear contarlo su suerte cambió,
pues su astuta reina a morir la sentenció.

Pero antes de ser condenada a muerte, muchas cosas sucedieron, empezando por su nacimiento…
Azul no llegó sola. ¿Su madre tuvo mellizas? Más. ¿Trillizas? Más. ¿Cuántas? Azul llegó junto a 2173 hermanas. Mirándolas desde el techo de la cámara de cría, destacaba un punto azul entre tantísimas motitas negras.
Si las parteras hubiesen podido ver en colores, habrían gritado: ¡Milagro! Y Azul, destinada a ser una obrera, seguro que habría sido educada para ser reina.

El primer día de clases, en el colegio de obreras, Azul perdió el primer pedacito de sonrisa. Ella quería saber qué había fuera del hormiguero y la profesora solo hablaba de galerías, de cámaras para almacenar el alimento, de excavaciones, de qué hacer con el material extraído y de un sinfín de tareas que permitían aumentar las dimensiones del reino por debajo de la superficie.

Al sonar la campana, las alumnas salieron del aula sin mirar atrás, sin darse cuenta de que Azul permanecía sentada con los ojos apuntando al techo.
La profesora se le acercó.
-¿Te ocurre algo, pequeña?
-Sí. No. Sí.
-Uy, sí que estás mal. Dudar es casi como pensar. Anda de inmediato a ver a la doctora.
-No necesito ir. Lo que quiero es saber…
-¿Mal? ¡Estás fatal! Una hormiga siempre ha de hacer lo que se le dice.
Y para evitar que la profesora se desmayase del disgusto, Azul no tuvo más remedio que obedecer.

La doctora le recetó una frase por la mañana y otra por la noche, en dosis de cien repeticiones.
Al levantarse: “Para nuestro reino enriquecer, cualquier orden hay que obedecer. Para nuestro reino enriquecer…”
Al acostarse: “Para nuestro estilo de vida conservar, debemos aprender y nunca pensar. Para nuestro estilo de vida conservar…”
Azul siguió el tratamiento durante los ocho días indicados. Sin embargo solo se curó de boca para afuera. Mientras la doctora la felicitaba por su mejora, Azul pensaba: “Para no repetir esta receta jamás, tendré que actuar sin que sospechen los demás”.

Ilustrado por: Eugenia Nobati
 

ACTIVIDADES:
1.- ¿Qué sabes sobre la vida de las hormigas? Busca información sobre las clases de hormigas que viven en un hormiguero, la misión que tienen asignada y el aspecto físico de cada clase.
2.-Escribe en tu cuaderno las frases que le recetó la doctora para que repitiese a la hora de levantarse y acostarse. Da tu opinión sobre cada una de ellas.
3.-¿Qué significado tiene esta expresión: “solo se curó de la boca para afuera”.
4.- Escribe un cuento sobre un chico o una chica que tienen que pasar por muchas dificultades para conseguir el sueño de su vida. Envíala por correo postal con un dibujo y acompañada de tus datos personales (Nombre, Apellidos, Colegio, Curso, teléfono y una dirección de correo electrónico) a:

Concurso literario Grupo Leo
Apartado de correos 3008
03080 Alicante

No hay comentarios: