lunes, 20 de julio de 2009

Lectura de: "La maldición del tesoro perdido" de Carlos Gorostegui Galán

Lectura de obras finalistas, no premiadas, en el XIV Concurso Literario Provincial Grupo Leo - Editorial Agua Clara 2009.
Cuento: "La maldición del tesoro perdido"
Autor: Carlos Gorostegui Galán
Curso: 3º Primaria del Colegio Inmaculada - Jesuitas de Alicante
© El Autor. Todos los derechos reservados
.........................................................
Un día de verano, tres hermanos llamados Jimmy, Shadow y Luís, que eran exploradores y se dedicaban a buscar tesoros perdidos, encontraron una caja que estaba dentro de una cueva gigantesca con una pinta escalofriante.
Al principio, pensaron que era una caja de herramientas viejas que alguien se había dejado, sin darse cuenta, escondida en el hueco de la pared. Pero cuando la sacaron vieron que dentro estaba un tesoro con una nota que decía,
"Cuidado con la maldición".
No sabían que hacer, pues tenían miedo a la maldición, cuando de repente apareció una bruja con una pinta muy rara que les dijo:
- Si me traéis la piedra dorada que se encuentra en las rocas de la muerte, junto a la Playa, yo me encargaré de quitaros la terrible maldición del tesoro de la Cueva del Hueso.
Shadow que era el mayor de los hermanos le entregó a la bruja el cofre, pero antes le preguntó por la maldición.
La bruja le explicó que la maldición era que "la persona que abra el tesoro, en el momento de hacerlo envejecerá hasta morir en menos de una milésima de segundo".
Dejando el cofre escondido otra vez en la cueva, se fueron a buscar la piedra dorada. Se fueron los tres juntos a las rocas de la muerte, preparados con cuerdas, linternas y un pico para excavar. Después de mucho buscar, Shadow encontró, en una grieta entre las rocas, algo que brillaba y, con un pico pudo sacar la piedra dorada.
Con mucha alegría se fueron a buscar a la bruja para darle la piedra dorada a cambio de que les quitaran el maleficio del tesoro. Se adentraron en la cueva, rescataron por segunda vez el tesoro y esperaron en la puerta de la cueva que apareciera la bruja.
Cuando estaba a punto de hacerse de noche, apareció la bruja que se quedó muy contenta al ver la piedra y los tres hermanos le entregaron la piedra y la bruja cogió el cofre y empezó a decir palabras muy raras y echar unos polvitos sobre él.
Una vez que la bruja les dijo que el tesoro se podía abrir, decidieron los tres hermanos llevarse el tesoro a sus casa para examinarlo tranquilamente cuando amaneciera.
Al levantarse los tres hermanos, fueron a ver qué hacían con el tesoro y se llevaron el susto del siglo, al ver que había desaparecido y no sabían donde podría encontrarse. Pero lo peor era el peligro que tenía el ladrón con la maldición.
Fueron a buscarlo siguiendo la ruta del día anterior y cuando estaban en mitad del camino, por el bosque se encontraron a dos viejecitos muertos junto al cofre abierto.
Shadow, con mucho cuidado lo cerró con una ramita y se fueron en busca de la bruja. Mientras esperaban a la malvada bruja, los tres hermanos hicieron un plan para obligarla a quitar el maleficio y cuando llegó esta, la encerraron en la cueva con el cofre y no la soltaron hasta que esta abrió el cofre, para demostrarles que ya no había ninguna maldición.
Gracias al tesoro se hicieron ricos y famosos.
FIN
© Carlos Gorostegui Galán

No hay comentarios: